Por Paola Flores

El presidente municipal de San Andrés Solaga, Adelfo Cayetano y el síndico de ese municipio, Hermelo Arce presionan a cuatro familias evangélicas para que aporten económicamente para la celebración de la fiesta del Carmen que se celebra cada mes de julio o de lo contrario los encarcelarán y expulsarán de su comunidad.

El pastor de la iglesia Monte de los Olivos, Ernesto García manifestó que desde hace varios días las autoridades municipales de esta localidad ubicada en la Sierra Norte de Oaxaca han comenzado un proceso de hostigamiento para que paguen por la fiesta del pueblo, aun cuando ellos profesan una fe diferente a la católica.

“Nos están presionando para que contribuyamos con nuestro dinero y para ello recurren a la amenaza de que si no lo hacemos nos van a detener y encarcelar como ya lo hicieron hace unos cinco años, cuando sin ninguna orden judicial me aprisionaron en la cárcel del pueblo y me obligaron a trabajar desde ese año en la apertura de una brecha”, precisó.

Explicó que desde hace unos años se ve obligado a trabajar para mantener los caminos de su comunidad y lo ha realizado aunque eso no debería de ser así, “pero ahora quieren que cooperemos para una fiesta a la que nosotros no acudimos.”

Las familias que se congregan en la iglesia cristiana del pueblo tienen miedo de ser privadas de su libertad y expulsadas en los próximos días, pues la fiesta del Carmen se lleva a cabo el 16 de julio de cada año y estamos a casi mes y medio de la festividad que han comenzado a preparar.

Nosotros no nos negamos a trabajar por nuestra comunidad, pero ya hacemos un trabajo comunitario en las brechas y caminos del pueblo y no puede ser que ahora nos exijan que demos dinero para la celebración católica.

Ante ello hizo un llamado a la autoridades estatales y federales, así como a las instancias defensoras de derechos humanos para que los auxilien en esta situación que están viviendo y que atenta contra sus derechos civiles y libertad religiosa.

Tu opinión es importante