Redacción

La Coordinación Estatal de Protección Civil y Gestión de Riesgos informó que se espera un progresivo aumento en las temperaturas en las próximas 48 horas, debido a la segunda ola de calor que puede alcanzar el pico máximo entre el miércoles y jueves.

Se esperan temperaturas hasta de 45 grados en la Cuenca del Papaloapan, Sierra de Flores Magón, Istmo y Costa, y entre 35 a 40 grados en los Valles Centrales, Mixteca, Sierra de Juárez y Sierra Sur.

Además este intenso calentamiento diurno junto con un canal de baja presión (fenómeno que trata de igualar un contraste de temperaturas) sobre el oriente de México, aunado a efectos montañosos, apoyarán para el desarrollo de nubosidad por la tarde de este martes con probabilidad de tormentas locales aisladas en la Sierra Sur, Mixteca y los Valles Centrales.

Por otro lado, la posición actual del sistema anticiclónico (que genera cielos despejados con aire caliente), desarrollará evento de mar de fondo desde Pinotepa Nacional hasta San Mateo del Mar, con oleaje elevado y mar picado.

Se recomienda a la población evitar la quema al aire libre y prevenir los golpes de calor, así como tomar precauciones ante la presencia de lluvias con actividad eléctrica.

Golpes de calor 

Los síntomas más importantes que indican que alguien está sufriendo un golpe de calor son: mareo, sudoración excesiva al principio, después, falta de sudor, enrojecimiento y sequedad de la piel además de fiebre con temperatura desde 39 a 41 grados centígrados.

Aunado a ello, la aceleración del ritmo cardíaco, con latido del corazón débil, dolor de cabeza e incluso ataques con convulsiones.

Es importante estar alerta sobre los signos de alarma como son: piel que se siente caliente y seca, pero no sudorosa, confusión o pérdida del conocimiento, vómitos frecuentes, falta de aire o problemas para respirar. En este caso es imprescindible llevar a la persona a urgencias del hospital o unidad médica más cercana.

Algunas recomendaciones: 

Usar prendas protectoras como: gorra, sombrero de ala ancha para proteger los ojos, el rostro y el cuello, usar gafas de sol cerradas a los lados que den una protección de 99 a 100 por ciento contra las radiaciones ultravioleta A y B, usar filtro solar de amplio espectro con un factor de protección solar (FPS) de 30+.

De la misma manera, utilizar ropa con colores claros, y proteger a las personas recién nacidas, las niñas y niños pequeños manteniéndoles en la sombra, no dejarles dentro de los vehículos por mucho tiempo, ni a los animales de compañía, ya que podrían generarles un daño severo e incluso la muerte.

También puede interesarte: ¿Las altas temperaturas nos hacen violentos?

Tu opinión es importante